Biblioteca virtual fundación la sierra Biblioteca virtual fundación la sierra
Bienvenido a la biblioteca virtual de La Sierra

Serranas, 2

– Sus amigos políticos le ayudarían…
– Ca, nada de eso. Visto el mal aspecto que presentaba la elección, se entendieron repartiéndose los cargos como buenos amigos. Hoy los tiene V. juntos y los que no, condenados á eterna oposición. Cuando fueron á pedirles que influyeran apoyándome, dijeron que ellos eran personas honradas y no defendían á criminales. ¡Criminales! ¿Quién fue más criminal yo ó los que me hicieron cometer el crimen?

De esta forma termina el episodio que hoy les presentamos: no pierdan la serie que no tiene desperdicio.

Continuar leyendo

Serranas, 1

Con esta colección de artículos, de autor Anónimo, queremos iniciar una serie de reportajes de los primeros años del siglo pasado, que pueden acercarnos a nuestra historia más reciente.
Los reportajes los iremos tomando de El Enguerino, cuya cabecera insertamos.
Por lo demás, junto a los artículos, firmados unos o, como en este caso, sin firma los más, iremos adjuntando noticias que, bajo la forma de Gacetillas, fueron insertando en la Redacción del tenor de la que hemos seleccionado para hoy, y que dice así:

Continuar leyendo

Carta de Miguelico

¿Quién es Miguelico? En realidad no sabemos quién fuera el personaje ni quién su autor, toda vez que aparece como seudónimo. Simplemente, revisando el periódico El Enguerino de 1908, hemos encontrado una serie de Cartas al director y no hemos resistido la tentación.

Continuar leyendo

Estudios X

Hoy, efectivamente, finaliza la colección de paseos, reflexiones e informaciones que nos traen nuestros septuagenarios… Bueno, eso al menos es lo que dicen, aunque ya veremos…
Y lo hacen con un simpático agradecimiento a quien, desde el estrado del Palacio de los Condes en Anna, felicitara la labor que desde años viene realizando nuestra Fundación y es que, según él dijo, en la Fundación ¡somos mediocres!…
¿Quien lo dijo sabría, por un casual, qué significa ser mediocre? Por nuestra parte no sabemos si ya lo somos, pero sí que lo pretendemos.
En cualquier caso: Gracias, don J. A. P.

Continuar leyendo

Sainete de Sta Cruz, y 4

Y hemos llegado al final de la publicación original de la obra cumbre del sainete en nuestra forma de hablar.
Con todo, no podemos olvidar que, como recogen explícitamente los autores, El Sainete de Santa Cruz arranca de la obra de Juan Bautista Sanchis –publicada en nuestra web en mayo del 2.011– , bajo el título de La Fiesta de Santa Cruz en el genérico de la época “Costumbres enguerinas”.
[Ver: nº 35 del año II en De parla enguerina]

Continuar leyendo

Sainete de Sta Cruz, 3

Por lo demás esta obra también llegó y en nuestra web fue recogido el texto que, como montaje completo –desconocemos, aunque no es difícil suponer quién fuera el “montador”–, sirviera de libreto para la representación que de la obra hiciera el Grupo de Teatro de la Falla de El Trampot, y que también pudimos colgar en nuestra web el 1º de mayo de 2.012, bajo el título de Santa Cruz_Grupo Artístico Enguera.

Continuar leyendo

El tonto de Benalaz

Y con este precioso cuento de nuestra Sierra, finalizamos la serie por este Curso.
El relato, tal como les presentamos, fue recogido por José Mª Simón Llácer y, entre sus papeles, tuvimos la suerte de encontrarlo. Esta es la versión original, sin edulcorantes ni mutilaciones: tal como la recogiera José Mª la ofrecemos, aún a sabiendas que pueda existir otras versiones más finas.

Continuar leyendo

Estudios IX

Aunque pronto daremos por finalizadas las elucubraciones de nuestros septuagenarios, hoy les obsequiamos con una pequeña bomba sorpresa. Bueno, sorpresa no sabemos para cuántos ni quienes, porque ¿acaso se encuentra entre quienes conocían que hace años alguien pronosticó cómo terminaría lo de la ETA?
Sí, lo dejó escrito un ilustre enguerino y ¡¡¡nada menos que en el año 1.965!!!

Continuar leyendo

En enguerino drecho

El tema de si nuestra forma de hablar o de sentir es correcta, es buena; si debe consentirse que los niños… Antes y ahora, desde el centralismo y desde la autonomía –cal dir… les suena–, desde la cultura y desde la economía –el comercio, se decía–… parece no tener fin.

Por ello, nos encanta el sainete En Enguerino drecho, que hoy les presentamos. La protagonista, Isabelín, harta de tales polémicas despreciadoras de lo nuestro, exclamará:

Continuar leyendo

Estudios VII

Pero el burret s’en va a la yerb' alfalfe… Si es que ya se sabe: la comida va para quien no tiene hambre. Y, claro, los jubilaos –que en su juventud nunca hablaban de política–, por mor de la edad, saben de ella más que Tomás Moro!
Lean, lean y verán si saben… hacer el ridículo. Y es que la edad no perdona

Continuar leyendo
Distribuir contenido

Desarrollo web: Alberto García | Diseño web: Mª José Cuenca