Biblioteca virtual fundación la sierra Biblioteca virtual fundación la sierra
Bienvenido a la biblioteca virtual de La Sierra

Dibujante Palop

Finalizada la publicación de la recopilación de páginas y viñetas de nuestro gran maestro del carboncillo, añadimos a tales trabajos otros documentos relativos a nuestro autor y con los que damos por concluida la recopilación de sus trabajos; a saber: la entrevista que, en su número 15, recogía la revista “El Boletín” donde, además de gozar del humor así como de retazos de la larga galería de sus personajes, se exprime toda una vida dedicada a la ilustración creativa

Continuar leyendo

Relatos cortos

Miguel Sanchis “Chato”

El día 13 de junio del 2.011, al amanecer, falleció, en la ciudad de Terrassa donde vivía con toda su extensa familia, uno de los más fervientes enguerinos que ha dado nuestra historia local. Por estas fechas habría cumplido los 90 años, pues había nacido en la Enguera de 1921, el mismo día de San Miguel. A los 13 años ya trabajaba en la fábrica Piqueras y Marín.

Continuar leyendo

La cuestión enguerina en los 50's

Hace años, tal vez cuando ya no había problemas tan acuciantes como los de subsistencia, se plantearon cuestiones más “filosóficas”, especialmente relativas a los orígenes de las lenguas. El fenómeno también llegó a nuestra parla; si bien aquí adoptó una forma diferente, pues no se trataba de saber cuál era su origen sino si a los enguerinos nos convenía decantarnos hacia el castellano o hacia el valenciano.

Continuar leyendo

Teorías sobre el origen de nuestra parla en 2002

Siguiendo la temática de la semana anterior, retomamos de la revista Enguera, el trabajo que José Mª Andrade Carboneras publicara en el año 2.002 sobre el origen del dialecto de la parla enguerina.

Tras establecer el concepto de dialecto frente al de lengua estándar, que él define como general y literaria, pasa a presentar las razones y criterios de las disonancias entre Sanchis Guarner y Gulsoy sobre el origen de nuestra parla.

Continuar leyendo

El milagro del castillo de Locubin

¿Sabías que para el autor de esta historia no cabe escribir la Historia de La Sierra? El caso es que estaba bien documentado.

En efecto, tan documentado estaba que afirma en la introducción lo siguiente: … no es nuestro propósito emular aquellos enguerinos ilustres, como Don Pedro Sucías, o Don José Mª Albiñana, que con erudito afán trataron de investigar el pasado de nuestra villa. Ahí están sus documentados escritos en los que puede admirarse el meritísimo esfuerzo para poner a flote una verdadera entelequia…

Continuar leyendo

Quien supiera escribir

En el año 1962, Pepe Ciges deleitó a los lectores de la Revista Enguera con este corto poema, reflejo de la sociedad enguerina de los, denominados, felices años 20. Las levas para las guerras de Marruecos, el analfabetismo en la mujer, la mezcla de expresiones enguerinas con el castellano imperante en la “buena sociedad”…
Si en algo destacó nuestro autor, al sentir de la mayoría de la Redacción del Blog, fue precisamente en ese sentido realista que le dio a sus escritos.

Continuar leyendo

Fantasía de San Miguel

Aunque esta FANTASÍA DE SAN MIGUEL sea vieja y, como el autor afirma, escrita en la Cárcel de Enguera
"… cierto día de San Miguel [29 de septiembre de 1.940]
que en una cárcel sombría
sentí la melancolía
de acordarme mucho de El",
… la Redacción quiera traerla, setenta y dos años después, para celebrar estas fiestas tan entrañables para cuantos hamos sido boltizau en Su Pila Bautismal y, además, porque este año lo queremos dedicar, junto a otros enguerinos ausentes, a la memoria del autor.

Continuar leyendo

Los Semovientes

"Cosas del campo, amigo Columela!... ¿Sabes? En mis días juveniles solían despertarme al amanecer el rodar de los carros y el amblar de las caballerías que salían para el tajo.
En el huerto de los frailes –recuerdo– cantaba entonces un ruiseñor, que ya no ha vuelto a cantar…, y callaba cuando sentía acercarse el son de coco hueco de los cascos.

Continuar leyendo

Zapatero Remendón

Tenía en su garganta un jilguero, y la maestría de sus manos convertía su oficio en arte. Para cantar, a falta de buena guitarra, se acompañaba con el sonido del martillo al golpear sobre las suelas por remendar. Se puede decir, sin faltar a la verdad, que Rafael aupó la autoestima de los zapateros remendones hasta cotas nunca alcanzadas hasta entonces. El tal oficio de zapatero remendón, socialmente, estaba reservado, y bien visto, para hombres con algún tipo de minusvalía física, y que pertenecieran a la clase social más marginal.

Continuar leyendo

Vacaciones años 50

Durante la década de los cincuenta del pasado siglo XX, los trabajadores por cuenta ajena en las industrias, tenían derecho a diez días de vacaciones, siempre que su situación como trabajador estuviese legalizada en la empresa. En ese periodo vacacional, que debía de ser de descanso y no lo fue tanto para muchos, estaban incluidos los domingos y los festivos que cayeran en esas fechas.

Continuar leyendo
Distribuir contenido

Desarrollo web: Alberto García | Diseño web: Mª José Cuenca