Biblioteca virtual fundación la sierra Biblioteca virtual fundación la sierra
Bienvenido a la biblioteca virtual de La Sierra

Ai, Maria Dolors!

Esta semana retomamos el sainete de la mano de María Amparo Garrigós, bajo el título de ¡Ay, Doloretes!
Dicho sainete forma parte de la colección que, bajo el título Autores del siglo XXi en parla enguerina, fue editado por la editorial de la Fundación como nº 2 de la colección. Con todo, en esta ocasión presentamos la versión que la misma autora escribió en lengua valencia.

Continuar leyendo

3ª carabazá del Tío Cerilo

Y hemos llegado a la Tercera Carabazá: ¡El teléfono móvil! Ese gran invento que sirve para más cosas que para comunicarse las personas sin necesidad de estar apegaus al teléfono de casa, el que se viene llamando teléfono fijo.

Lean esta Carabazá del Tío Cerilo y entenderán a qué nos referimos.
Por cierto, verán cómo nos agradecen la publicación de estos monólogos.

Continuar leyendo

2ª carabazá del Tío Cerilo

En pleno mes de febrero hacemos pública la Segunda Carabazá.
Sí en pleno invierno, cuando más crudo es salir de la "calentoreta pa fumarse un cigarrico", pero así es la norma, que se iba a cambiar… pero aún colea.

La autora de las Carabazás y el grafista siguen deleitándonos con sus reflexiones e imagen.
Lean, lean… vean, vean… y ya verán cómo nos dan la razón. Primero fue la presentación. Luego el tema de los pebrazos. Ahora le toca a los refria…, digo, la ley antitabaco. La próxima… la próxima va de temas más "atuales"… ya verán.

Continuar leyendo

Madre Sierra

Temblorosos amaneceres coronan suaves colinas de frentes altivas donde el rocío se posa complacido sobre la estepa soñolienta. Levanta los ojos al cielo el jilguero madrugador pregonando las bendiciones del nuevo día y a su voz de pico responden entonadas otras tantas, polifonía insólita de improvisado pentagrama que emerge de la espesura. Agarrados a la tierra suspiran los majestuosos pinos, ríen brezos ruborosos rozando la tímida ajedrea, el morado espliego compite con el bálsamo del romero mientras el tomillo a rastras, humilde se desdice de todas las soberbias.

Continuar leyendo

El traile de los botonetes

… Y como observarán con este documento es ya el tercero de esta nueva sección que, en su momento, calificamos de “tercera flocá de autores en nuestra parla”, en contraposición a los grandes maestros así como a los clásicos alizonencos.

Continuar leyendo

Primera carabazá del Tío Cerilo

Y, claro, una vez que hicimos la presentación del tío Cerilo, es el momento de hacer públicas una a una las distintas carabazás.

La primera, como no podía ser menos, hace referencia a muchas… muchas cosas con la excusa de los pebrazos, que para estas fechas ya pasaron…

Con el gracejo propio de la autora describe una realidad que, normalmente, tiene dividida a las personas; ironiza sobre cada una de las diferentes posiciones al describirlas; pero, hasta hoy, no hemos logrado entender con cuál de ellas se queda.
Tal vez eso mismo sea la gracia de los textos literarios de nuestra autora.

Continuar leyendo

Y el del olii!!!

¿Quién no recuerda el revuelo mediático derivado de la entrevista publicada en el periódico Levante? ¿A quién no le solicitaron sus amigos una botellica de aquel elixir?
Nuestra autora retoma la anécdota para reflejar unas escenas de la vida cotidiana.

Continuar leyendo

El santo de la Ramona

“Se trata de una casa enguerina normal, ni muy antigua, ni muy moderna: un comedor con mesa grande, siete sillas y alguna planta, cuadro, etc. en donde se va a celebrar un santo. Imprescindible un mantel para la mesa con puntilla de ganchillo o similar.
Por supuesto, en la mesa, tramuzos, cacahuetes, mejillones, pastas, cerveza, anís, coñac, un bizcocho y, si se quiere, algún detalle más. Además dos puertas: una que lleva hacia el interior de la casa y otra a la calle.”

Continuar leyendo

Presentación del Tío Cerilo

Pues sí, Señoras y Señores, hoy tenemos el gusto de presentarles al Tío Cerilo, más conocido como “El Tío Cerilo Carabaza”, aunque tiene sus dos apellidos, no crean; pero todos le identifican como Cerilo Carabaza.
No, no piensen mal. Ya le irán conociendo y, seguro… segurísimo, que esperarán sus sonadas carabazás; cuando lean una, verán cómo quedan esperando la siguiente.
En el episodio de hoy solamente se presenta… ¡que no es poco!

El personaje lo es en toda regla y la Redacción se ufana por dos motivos principales, a saber:

Continuar leyendo
Distribuir contenido

Desarrollo web: Alberto García | Diseño web: Mª José Cuenca